lunes, 11 de noviembre de 2013

THAT GIRL IS A GENIUS...

¡¡¡Muy buen lunes a todos!!!¿Como estáis? Yo la verdad que super contenta, ultimamente me encanatan los lunes. Son como los septiembres de todas las semanas, una oportunidad para comenzar de nuevo. Y más tras un buen domingo.Si, un muy buen domingo tras una gran cita. Os cuento todo, punto por punto. 

Lo primero aclararos quien es (Dentro de este mundo de identidades ocultas): Karate Kid. Si, me he llevado el premio gordo de las citas y por ello tantos nervios. Debo de reconocer que el finde fue increible, por lo que no había tenido tiempo para pararme a pensar en la cita hasta el propio domingo por la mañana.

Tras 12 horas de sueño reparador amaneci con un mensaje de doble K. En el me proponia dos posibles planes para nuestro encuentro, yo le dije que escogiese él. Realmente yo ya tenía bastante con mis propios dilemas como para precouparme por la cita en sí. Finalmente me cito a las 7 en Arguelles para ir a una tetería y lo que surgiese, asique despues de comer me puse manos a la obra.

La verdad que tarde bastante poco en elegir mi atuendo, sorprendentemente. Opte por un cojunto sencillo: pantalon pitillo y blusa negra , algo gótico quizás. Por lo que opte por alegrarlo un poco con unos botines y un cinturón camel, a juego con el bolso. De abrigo mi tradicional parka verde. Si, muy sencilla, pero era una apuesta segura. Ademas mientras decidia mi atuendo en un par de ocasiones sufri el temido efecto prenda desaparecida, es decir, aquella prenda que te quieres poner pero por arte de magia descubres que no esta en tu armario. Como consecuencia todo tu look se desmorona, y ya no te puedes imaginar con otra prensa. Eso me paso concretamente con mi cazadora de cuero gris. Todos los looks me llevaban a ella y ella a casa de mi amiga A. donde esta secuestrada desde hace un mes. Conclusión: look sencillo y básico para no pensar más en mi cazadora.

La verdad que estabalista una hora antes de la cita. Como estaís leyendo. Así de lista soy yo. Asique tube tiempo para pensar temas de conversación por si había momentos de silencios incomodos. Si lo reconozco, mire su facebook para tantear un poco sus gustos y aficiones. Se que no es lo más idóneo, pero en ese momento no podía hacer otra cosa para calmar mis nervios.

Llego el momento de la cita, me pinte los labios de rojo y fui decidida a su encuentro. Me sentí como la protagonista de una comedia romántica de camino a su encuentro. Llevaba el ipod puesto con una canción de lo más pegadiza, y es que ¿quien no se sentiria una diosa andando al son de "She´s a genius" de Jet?
¿Quien no se siente una "genia" teniendo a Jet como banda sonora?

Y ahí estaba el, esperandome al otro lado del paso de cebra. Él, no hay otra palabra que sirva para describirle. Tan guapo, tan apuesto, tan él. Hubo un momento de contacto visual mientras cruzaba el paso de cebra, una sonrisa reciproca. Faltaban cada vez menos pasos para saludarnos cuando.. le asalta una mujer de 60 años y se pone ha hablar con él. Si, estáis leyendo bien. Una amiga de toda la vida de su madre que acababa de salir del Corte Inglés de comprarle un regalo a su sobrino. Yo deje de avanzar, y espere a una distancia prudencial de un metro. No me quería ver implicada en presentaciones. 

Él me miraba atentamente, buscando sin una sola palabra pedirme perdón por la interrupción. Yo solo pude responder con una risa tonta que sutilmente le decía "No te preocupes". Por fin la señora s despidió, y cuando parecía que tendría lugar ese momento saludo, hubo otra interrupción. En esta ocasión era un hombre de 60 años intentando venderle clinex sin pronunciar una sola palabra en castellano. En ese momento ambos rompimos a reír. Y por fin pudimos saludarnos.

Decir que el saludo no fue gran cosa, dos besos en la mejilla. Pero lo importante era que el hielo ya estaba roto y ambos estábamos a gusto, o eso parecía.

Primero fuimos a una tetería, donde nos pedimos una cachimba de melón y un té. Si, habéis leído bien. Durante las dos primeras horas de cita no hubo ni una gota de alcohol en nuestros organismos. Y la cosa funciono bastante bien. Teníamos conversación bastante interesante y variada, salvo unos instantes en los que el Karate monopolizo la conversación. Aunque debo de reconocer que eso me sirvió para aprender sobre un tema nuevo y saber que estaba teniendo una cita con un "arma blanca". Y, no me podéis negar que suena muy sexy. 

Después de los tés decidimos ir a tomar una caña ( ¡Bien alcohol! ajjajaja), que termino en cena. Fue algo informal, ya eran las 10 y tras una coronita mi estomago comenzaba a rugir de un modo poco seductor. Decidimos tomar unos nachos y una quesadilla. Error. La quesadilla estaba inundada por una salsa picante que me hizo beberme una segunda coronita en un abrir y cerrar de ojos. La conversación seguía siendo interesante y más aun cuando pedimos los daikiris.

Todo iba perfecto, y salvo en algunos instantes en los que me venían a la cabeza pensamientos de lo más extraños ( mejor no os los comento que os podéis asustar bastante y podríamos estar horas ), la conversación seguía siendo muy interesante. Pero el es como la cenicienta y a las 12 quería estar en casa que tenía que madrugar mañana. Pagamos y fuimos hacía mi coche.

Por el camino le eche una mirada sin mucho éxito la verdad. De echo me pregunto "¿Se te ha metido algo en el ojo?", pero yo no estaba dispuesta a irme sin un triste beso por lo que le pare y me puse frente a el. En ese momento paso un borrachillo de Plaza de España pidiendo fuego, y pese a lo que creáis no interrumpió nada, sino que lo avivo.

¿Como lo hizo? Muy sencillo. Primero alago nuestra belleza como pareja (" Que guapos sois, así da gusto. Dios os cría y os juntáis"), y acto seguido se dedico a piropearme. Así, Doble K me miro, sonrió y con un tono muy dulce me susurro "Si, la verdad que es un problema lo guapa que eres". Y me beso.

Yo tras esa frase estaba flotando. Del camino al coche solo hubo besos y más besos. Maravilloso la verdad. Una manera increíble de despedir una gran semana. Os mantendré informados de las novedades. Hoy suena Calamaro, concretamente "Flaca". Un beso muy grande para todos y feliz semana.






1 comentario:

  1. Hola guapa,he descubierto tú blog y me gusta.Pero tengo que ser sincera y la verdad es que está muy bien tú blog,pero cuesta un poco leerlo,por el fondo negro o por el tamaño de la letra,no sé a lo mejor soy yo que me estoy quedando ciega de tanto ordenador,jj.Bueno solo decirte eso y que me quedo por aquí.
    Besotes
    by LALY

    ResponderEliminar